Una opinión frecuente entre los maquetistas es que el maquetismo está envejeciendo o que vamos quedando cada vez menos. En lo personal, no creo que esto sea necesariamente cierto. La razón, una serie de apreciaciones que demuestren lo contrario.

El mercado está más activo que en el pasado. Aunque las tiendas físicas hayan disminuido en cantidad, esto no es sinónimo de que el maquetismo está en decadencia. Tiendas en internet han tomado el liderazgo en la comercialización de productos. Y en algunos casos, los productores comercializan sus productos directamente. Esto nos lleva al siguiente punto.

Nuevos fabricantes y nuevos productos. Si hace 20 años AFV Club fue una agradable novedad, en la década pasada Trumpeter y Hobbyboss nos tomaron por sorpresa, en esa década es Meng, Takom y Zokei Mura entre otras. Aunque algunos productores ‘clásicos’ hayan muerto hace tiempo (Esci), otros han resucitado (Airfix) y los más nuevos van estableciendo una posición fuerte en el mercado. Las escalas grandes (1/32 y 1/24) han visto enriquecidos sus catálogos con rapidez impensable en el pasado. También, la variedad y accesibilidad de productos aftermarket hacen que hoy sea la era dorada del maquetismo. Lo anterior, no es posible sin un mercado que sea capaz de absorber la oferta.

Nuevas marcas de pinturas y acabados desde Latinoamérica. Si la cantidad de maquetas  accesorios va en aumento, la necesidad de materiales para acabados también va en aumento. La única explicación que esto tiene es que más personas están armando maquetas (o los maquetistas de siempre están armando más… cosa poco probable). En particular, condiciones políticas y sociales de nuestros países, además de barreras geográficas, dificultan el acceso a las últimas novedades lanzadas en Europa. Fabricantes locales como K4, MMP y Sicko han visto aquí una oportunidad para suplir una demanda que aunque quizás no vaya en aumento, al menos se mantiene a un nivel lo suficientemente alto para nuevos emprendimientos.

Los clubes de maquetismo siguen activos. De hecho si los maquetistas estuvieran envejeciendo, cada vez habría menos miembros y menos clubes. Es posible que algunos hayan dejado de existir, pero a la vez otros se han ido creando.

A lo anterior hay que sumar comunidades online. Si contamos la cantidad de maquetistas activos en distintas redes sociales, nos podemos dar cuenta que son cada día mas. En forma natural estos tienden a agruparse en los espacios online de clubes o en organizaciones que solo existen en internet. Es fácilmente contra argumentar que no hay más maquetistas, sino que ahora son más visibles gracias a internet. Sin embargo…

… la cantidad de exposiciones y eventos va en aumento. Esto es difícilmente rebatible. Particularmente considerando la cantidad de concursos en la región y la cantidad de participantes que viajan desde otras latitudes. Además, estos tienen cada vez más auspiciadores (incluso europeos).

Tres puntos que quizás sean menos obvios para algunos:

El segmento de la población objetivo del maquetismo no son los niños(as), si no que los adultos jóvenes y sobre 55 años. Los niños(as) se pueden entretener con maquetas y practicar maquetismo con constancia, pero muchos dejarán el pasatiempo durante la adolescencia. Obviamente, hay otros intereses más relevantes que plástico y pintura. Luego, entre los 25-35 algunos volverán al maquetismo. La razón es demográfica (o investigación de mercado): Es este grupo que luego de terminar sus estudios y de estar algunos años en el mercado laboral, ha establecido su posición y asegurado una fuente de ingreso estable (en el mejor de los casos). Esto, además de tiempo libre, hace que muchos entre los 30-45 alcancen su madurez maquetista. En la siguiente etapa, los(as) hijos(as) reducen el tiempo libre (y dinero), pero la situación se vuelve a estabilizar cuando estos se independizan. A esta edad (más de 55 aproximadamente) se lograría un nuevo peak.

Adolescentes y jóvenes tienden a preferir otros tipos de maquetismo: ciencia ficción o juegos de fantasía. Aunque a muchos no les guste, estos otros hobbies son también maquetismo y requieren casi las mismas técnicas y materiales. Es injusto considerar maquetismo como exclusivamente relacionado con temas militares o maquinas existentes en la realidad. Gundam y Warhammer son algunas de las temáticas de más rápido crecimiento durante los últimos años. Prueba de esto es que toda tienda de maquetismo ‘militar’, también suple estas (y otras) temáticas.

Aporte singular ha sido el de los videojuegos al maquetismo. Contrario a la creencia que los videojuegos alejan a potenciales maquetistas del plástico. Muchos han encontrado en esto inspiración para armar maquetas de la maquinaria que protagoniza estos juegos. Italeri ha sacado provecho de viejos moldes de tanques, relanzándolos bajo la colección ‘World of Tanks’ y Hasegawa tiene una serie de aviones en 1/72 dedicada a ‘Ace Combat’.

De seguro existen otras razones que pasan desapercibidas en estos momentos, pero les aseguro que el maquetismo no está muriendo y no lo hará en el corto plazo. Cada vez aparecen más y más maquetas nuevas de temas actuales. Los maquetistas estamos armando más y más maquetas. La aparente idea que estamos quedando los mismos de siempre y que cada vez estamos más aislados se debe a que nuestras propias redes sociales se hacen más pequeñas. Si se sienten así, traten de visitar su club local, tienda (si es que queda alguna) o un grupo de Facebook basado en su ciudad o país y verán cuanta gente ‘nueva’ participa. O en el mejor de los casos ¿por qué no tratar de crear nuevos grupos?

Advertisements