Con el pasar del tiempo, el blog se ha convertido en un espacio de opinión e intercambio de ideas. Con el ánimo de colaborar y compartir opiniones, es que Fernando Lamas nos hace llegar una réplica a una columna recientemente publicada en el sitio Doogs’ Models (blog no ajeno a los lectores frecuentes de este espacio).

En su columna, Doogs’ llama a bajarle la velocidad a los procesos de armado y pintado, y fiel a su estilo, critica duramente a los que prefieren hacer las cosas rápido. Nada de malo en esto, es su opinión y todos tenemos derecho a tener la nuestra. Sin embargo, cuando alguien decide opinar públicamente, también tiene que estar preparado a recibir respuestas públicas. Y acá está la opinión de Fernando. Muchas gracias por compartir.

Texto: Fernando Lamas. Edición: Adrian Leguina

“Leyendo una columna recientemente publicada en la página de Doogs Models sobre la necesidad de tomarse todo el tiempo del mundo para realizar una  maqueta, sentí la necesidad de escribir una réplica, ya que recientemente terminé un modelo en tres días. Si, tres días y no estoy mintiendo.

En la columna, el autor hace referencia a que construir y pintar un modelo en un lapso de tiempo tan corto (haciendo referencia  a seis días para un modelo en 1/72) es una locura. Que es una manera de NO superarse en el modelismo. Sin embargo, yo difiero.

No creo que la mejor solución sea hacer un modelo en 3 días. Pero tampoco demorarse meses, y hablo de seis meses para hacer un modelo de directo de caja. Creo que los plazos deben darse de acuerdo a la disponibilidad de tiempo, habilidad y los retos que alguien quiera imponerse.

Por ejemplo, mi promedio de armado es de un modelo en 30 días, pero no me dedico el 100% de los días al modelismo. Cuando lo hago, fácil los días de reunión de taller con los miembros de mi grupo de modelismo (martes en las noches y sábados en las tardes), los demás días creo que dedico 30 minutos a pegar o a lijar algo cuando puedo.

También creo que influye el orden. Es decir, me dedico a solo un proyecto a la vez. Creo que por eso le doy toda mi energía y creatividad. No me distraigo con otros modelos.

¿Cómo mejoro o supero mi nivel en comparación con años anteriores? Alternando diferentes temas. Trato de en un año aplicar técnicas diferentes en diversos proyectos: metalizados, weathering, rapidez, etc… Entonces, con 12 proyectos al año, creo que mejoro con práctica y memoria muscular.

También creo que hay malas costumbres en ser (exageradamente) lento en el modelismo:

  • Es sinónimo de terquedad (tal como lo leen).
  • Enfrascarse en las instrucciones. Conozco modelistas que las revisan como plano de tesoro cada vez que se sientan…es decir en una sesión de 1 hora se pasan 45 min revisando las mismas.
  • Obsesionarse con el color correcto…No voy entrar en esta discusión, pero creo que todos sabemos a qué me refiero.
  • Detenerse por no saber qué hacer y no querer dañar el preciado proyecto. En estos días TODO, SI TODO, está en internet, una búsqueda rápida da la solución al 99.99% delos problemas.
  • Pensar que toda maqueta es un MEGA proyecto de ingeniería. Mentira, el modelismo tiene que aportar un tiempo de relajo y también hay maquetas para divertirse.

Para terminar, el problema no se trata de armar lento o rápido, es hacerlo a la velocidad que el modelista se sienta cómodo, siempre enfocado en terminar la maqueta. A fin de cuentas, esto es un hobby que practicamos porque nos apasiona”.

Y usted, amig@ lector ¿Qué opina? ¿Cuál es su postura?

Advertisements